19/01/2015: Salida y llegada a Portugal

Aprovechando que yo tenía una semana de vacaciones y mi amigo Álvaro tenía días pendientes del 2014, sin pensarlo mucho decidimos irnos unos días a Portugal de viaje.

La ruta sería desde el norte hasta algo más al sur del centro del país vecino, toda por carreteras secundarias, evitando autovías y sobretodo, peajes.

Como en enero no hay demasiadas horas de sol, decidimos empezar las jornadas temprano para no llegar a oscuras a los sitios, por lo que quedamos en Villalba a las 9 de la mañana. Todo hubiera sido más sencillo de no ser por la nevada que cayó la noche anterior. Cuando salí a las 8:30 a inspeccionar el panorama, me encontré la rampa del garaje helada y un coche atascado en ella. Tuve que ayudar a la dueña a montar las cadenas para poderlo sacar.

La primera en la frente, sacar la vaca con sus 260kg no iba a ser sencillo… Al final tras sacar el coche, saqué la moto con el modo RAIN activado y sin montar en ella, pisando yo por donde menos hielo había y la moto por la zona helada, no podía hacer otra cosa. Funcionó y la moto estuvo en la calle mucho antes de lo que había imaginado en un principio.

Me dirigí a la gasolinera donde había quedado con Álvaro jugándome el tipo, había más nieve en esa calle que en todo el resto de Villalba. No tuve bemoles de meterme en la gasolinera, que era una explanada de hielo. Como aún tenía combustible (Ventajas de los 30l de depósito), iniciamos la marcha tras volver a pasar por la calle más nevada del pueblo.

La N-VI estaba completamente limpia y no tuvimos ningún problema a excepción del frío por el Alto del León. La temperatura rondaba los -4ºC.

En Villacastín decidimos parar a tomar un café para intentar entrar en calor, por suerte ya empezaba a calentar el sol.

Proseguimos el camino por autovía, habíamos decidido evitarlas en Portugal, pero no importaba ganar tiempo usándolas hasta llegar a la frontera.

Pasado Zamora ya tomamos carretera comarcal y disfrutamos, hacía sol, la temperatura era fresca pero agradable y no había ni dios circulando.

Paramos a hacer unas fotos en el embalse de Villalcampo, muy cerquita ya de la frontera. La carretera era tan secundaria que cuando andábamos buscando una gasolinera para llenar antes de cruzar la frontera (El precio es más caro en Portugal, del órden de 15 céntimos) ya habíamos llegado a Miranda do Douro. Álvaro repostó y luego paramos en un supermercado (Mini Preço) donde compramos pan, queso y alguna cosa más para comer en plan perroflauta en el parking.

Tras la comida, disfrutamos como enanos en una carretera muy muy divertida, con cientos de curvas y buen asfalto por la N218.

El último tramo era más bonito todavía, con más curvas y más divertidas, pero al final se nos hizo un poco pesado debido a que había más tráfico. Además llegando a Bragança nos empezó a llover, por lo que además de la incomodidad (Tampoco fue excesiva lluvia) ya nos tocó bajar el ritmo.

Encontramos el hotel Ibis sin mayor dificultad, y es que pasamos por delante sin darnos cuenta… En el hotel nos dieron un mapa y nos señalaron el casco antiguo y tras dejar los trastos en la habitación fuimos a hacer el turista.

Bragança, capital de la región de Alto Trás-os-Montes tiene un casco antiguo con calles enteramente pavimentadas en piedra y un recinto amurallado la mar de guapo.

Aparcamos las motos en frente del castillo y paseamos tranquilamente por el casco antiguo deleitándonos con los edificios y construcciones.

Entramos en un bar muy pintoresco donde parecía reunirse la mitad de la población. Nos tomamos un par de Super Bocks, aunque yo personalmente soy más de Sagres jejeje

Regresamos ya a oscuras al hotel, nos cambiamos y tras un rato revisando correos, subiendo fotos y demás, salimos a investigar algún lugar donde cenar.

Tras una ojeada a TripAdvisor vimos que estábamos alejados de la mayoría de sitios, así que salimos a ver qué encontrábamos por las proximidades. No había mucho donde elegir así que tras un rato de dar vueltas nos decidimos por un bar.

Pedimos un par de cosas que nos llamaron la atención de la carta y que resultaron estar bastante bien, sobretodo teniendo en cuenta el precio, que fue muy barato.

Deja un comentario

Login