Archive for January, 2014

33ª Concentración motorista invernal Pingüinos

Del 9 al 12 de enero se celebraba la 33ª edición de la concentración motera invernal de Pingüinos en Puente Duero (Valladolid).

Álvaro y yo salimos el viernes por la mañana de Madrid y fuimos tranquilamente para llegar un poco antes de la hora de la comida.

Una vez recogidas las acreditaciones, nos reunimos con mis amigos y clientes Noelia y Ricardo y un grupo de sus amigos, algunos ya veteranos en Pingüinos. Enseguida hicimos buenas migas y no faltaron las risas.

El viernes no hicimos mucha cosa por la tarde salvo reirnos y comer alrededor de la hoguera. Por la noche además de dar un paseo entre los chiriguitos y puestos del mercadillo vimos a Seguridad Social, que tocaban sobre el escenario central.

El sábado por la mañana nos despertamos a 0ºC y tras recoger el desayuno en la carpa donde lo repartían, recogimos los bártulos y nos dispusimos a salir del recinto para unirnos al desfile de banderas.

Estando en la cola de salida se me enciende la luz de avería y paro inmediatamente asustado. Tras revisar el nivel de aceite, ato cabos y recuerdo haber leido en el foro una avería bastante común en las F800GS que hacen campo, el electroventilador se estropea y cuando se debería disparar aparece el fallo.

Mi gozo en un pozo, aparco la moto en la salida del recinto y me monto con Álvaro en su R1100GS. Tras una larga espera salimos en procesión, parando cada pocos metros, un “para y arranca” bastante molesto. Al rato nuestros amigos paran en el arcén y Ricardo nos dice que la Suzuki GSX-R de Gabi tiene algún problema y se ha parado. Tras mirar y hablar con él llegamos a la conclusión de que su alternador no carga. Unos cuantos decidimos quedarnos con él y otros continuar hasta Valladolid.

Una vez terminado el desfile, llega la grúa, arranca la moto con el booster y comprobamos que, en efecto, no está cargando. Arrancada consigue llegar hasta el recinto de la concentración y se para justo en la puerta.

Álvaro y yo llegamos los primeros al campamento y empezamos a intentar revivir el fuego, con bastante éxito tras un buen rato, cosa que agradeceríamos por la noche.

Una vez llegaron los demás nos pusimos a comer y luego alguno decidió hacerse una siesta. El resto nos quedamos dándole a la sin hueso alrededor del fuego.

Poco a poco fue llegando más gente, amigos de otros amigos, etc. y nos juntamos unos cuantos.

Ya anocheciendo, nos fuimos a dar una vuelta por los puestos y luego a recoger la cena pingüinera, que estaba muy rica.

Tras la cena, algunos fueron a ver el concierto que había y otros nos quedamos cerquita del fuego charlando y riendo. Nos dieron las tantas! Yo además me quedé despierto con un ardor impresionante y hasta las 7 no me acosté… Dormí bien poco, pero ya se sabe, sarna con gusto no pica.

El domingo por la mañana recogimos las tiendas, maletas y demás bártulos para salir no muy tarde, Álvaro tenía una comida familiar y yo estaba molido por no haber dormido apenas, así que nos fuimos hacia Madrid, llegando a casa sobre las 13h.

Mi primer Pingüinos y seguro que no será el último. Además de encantarme el ambiente he conocido a muy buena gente que han hecho que la experiencia fuera todavía mejor. Gracias!

Comments (1)

Manetas regulables

Echaba de menos tener la maneta del embrague un poquito más cerca de los dedos, especialmente cuando en campo quieres llevar dos dedos sobre la maneta “por si las moscas”.

Había leído en el Foro F800GS que en eBay las había a buen precio y en efecto, unos 20€ las dos puestas en casa, pudiendo elegir los colores, que escogí a juego con la moto.

Comments (1)

Login